El Tribunal Supremo avala que el Ayuntamiento de Platja D'Aro prohíba el nudismo en sus playas

Autor: Comunicación Poder Judicial.

La Sala III del Tribunal Supremo declara conforme a Derecho la Ordenanza municipal de Castell-Platja D'Aro (Girona), aprobada por acuerdo del Pleno del Ayuntamiento el 25 de agosto de 2009, que prohíbe el nudismo en las playas de la localidad y tipifica esa conducta como infracción grave. El Supremo rechaza el recurso planteado por el Club Catalá de Naturisme contra la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña, de 11 de febrero de 2013, que ya avaló dicha ordenanza.

El Supremo expone que la actitud personal consistente en estar desnudo en un espacio público como la playa no constituye manifestación del derecho fundamental a la libertad ideológica previsto en el artículo 16 de la Constitución. Por eso, añade la sentencia que la entidad local puede limitar el ejercicio de tal actividad, prohibiéndola y sancionándola administrativamente, por estar habilitada por la Ley Reguladora de las Bases de Régimen Local y por afectar directamente e inmediatamente a las relaciones de convivencia de interés local a los que esa norma se refiere.

La limitación y la infracción previstas en la Ordenanza Municipal recurrida no pueden reputarse discriminatorias, ni contrarias a los principios de legalidad y tipicidad. Y tampoco suponen el acogimiento de un concepto excluyente de familia, ni desconocen los avances sociales en el concepto de costumbres generalmente admitidas, ni reintroducen tampoco en el ordenamiento el delito de escándalo público.


Las sentencias y autos del Tribunal Supremo se difunden desde esta Oficina de Comunicación a efectos informativos, no estando autorizada su inclusión en ningún Fichero o Base de Datos, en aplicación de lo dispuesto en la legislación sobre Protección de Datos.




¡Consejos!

Los archivos que compartas y sean alojados en Law Center Social no deben pesar más de 1 Gigabyte. Utilice servidores especializados de alojamientos de arcdhivos como Mega, Uploaded, Medifire o similares. Si es un vídeo utilice Youtube para alojarlo y a continuación comparta el enlace a través de un Tweet o entrada de blog.