Elementos subjetivos del delito. Constatación a través de indicios. Inferencia. Requisitos

Sentencia Nº: 748/2009
RECURSO CASACION (P) :11065/2008 P
Fecha Sentencia: 29/06/2009
Ponente Excmo. Sr. D.: Alberto Jorge Barreiro

Asunto: Constatación a través de indicios. Juicios de inferencia. Requisitos

El tema de la constatación probatoria de los elementos subjetivos de los tipos penales, al hallarse integrados por hechos internos o psíquicos, se ha resuelto de forma reiterada por la jurisprudencia a través de la prueba indiciaria. De forma que han de ser los datos objetivos externos que resulten observables y verificables empíricamente los que permitan inferir, a través de máximas de experiencia y de la lógica de lo razonable (con una base de legitimación social), cuáles eran los niveles de conocimiento del acusado.

La jurisprudencia de esta Sala ha venido sentando una doctrina ya muy consolidada acerca del control mediante el recurso de casación de los juicios de inferencia que se recogen en las sentencias de instancia para acreditar probatoriamente los hechos psíquicos o internos que configuran los elementos subjetivos de los distintos tipos penales. Esta doctrina jurisprudencial, a la que se refiere el Tribunal con la denominación de juicios de valor, puede resumirse, conforme a las últimas sentencias dictadas al respecto (SSTS 209/2008, de 28-4; 202/2008, de 5-5; 320/2008, de 6-6; 617/2008, de 6-10; 755/2008, de 26-11; y 86/2009, de 30-1) en el sentido siguiente:

a) Se consideran juicios de inferencia las proposiciones en que se afirma, o eventualmente se niega, la concurrencia de un hecho subjetivo, es decir, de un hecho de conciencia, que por su propia naturaleza no es perceptible u observable de manera inmediata o directa.

b) La impugnación casacional de los juicios de valor o de inferencia puede plantearse a través de la vía tradicional del art. 849.1 de la LECr., aplicable tanto para las sentencias condenatorias como para las absolutorias, o a través de los nuevos cauces que proporciona la vulneración del derecho a la presunción de inocencia cuando se trata de recurrir una sentencia condenatoria, aplicándose en estos últimos casos lo preceptuado en el art. 852 de LECr. y en el art. 5.4 de LOPJ, puestos en relación con el art. 24.2 de la Constitución.

c) Los juicios de valor sobre intenciones y los elementos subjetivos del delito pertenecen a la esfera interna del sujeto, y salvo confesión del acusado en tal sentido, solo pueden ser perceptibles mediante juicio inductivo a partir de datos objetivos y materiales probados.

d) Los juicios de valor han de inferirse de los datos externos y objetivos que consten en el relato fáctico, si bien cuando el propio juicio de inferencia se incluya también en el “factum” como hecho subjetivo es revisable en casación tanto por la vía de la presunción de inocencia, art. 852 LECr., en relación con el art. 5.4 LOPJ, como por la del art. 849.1 LECr., por cuanto el relato de hechos probados de una sentencia es vinculante cuando expresa hechos, acontecimientos o sucesos, pero no cuando contiene juicios de inferencia, que puedan ser revisados vía recurso, siempre que se aporten elementos que pongan de relieve la falta de lógica y racionalidad del juicio, en relación con los datos objetivos acreditados.

Navegación

¡Consejos!

¿Tienes dudas sobre alguna materia concreta? Pregunta mediante una discusión en los grupos especializados.